inicio

 es |  eus

Día de la Iglesia Diocesana

Bookmark and Share WhatsApp Whatsapp

 

Una foto global de nuestra diócesis

En esta ocasión nuestra diócesis de San Sebastián da un nuevo paso a la hora de informar sobre la Memoria Económica y de Actividades. El objetivo es mostrar una foto global de nuestra diócesis, para que la publicación por separado de la actividad de los diversos organismos diocesanos en distintos momentos del año no nos lleve a perder la perspectiva de conjunto.

Por poner un ejemplo, con no poca frecuencia ocurre que la opinión ppública percibe equivocadamente que Cáritas es un capítulo aparte de la vida de la Iglesia. En más de una ocasión hemos escuchado en tono acusatorio el siguiente cuestionamiento: «¿Cuánto dinero invierte el obispado o la Conferencia Episcopal en ayuda de los más necesitados?». Quien realiza esa pregunta no ha entendido que Cáritas es la misma Iglesia. El equívoco es semejante, permítaseme la comparación, al supuesto de que alguien acusase a un Gobierno de no tener iniciativa alguna en el campo educativo, olvidando que el Ministerio de Educación forma parte del mismo Gobierno.

Por ello, para poder presentar una Memoria Económica y de Actividades, he- mos tomado la opción de dividirlo en dos apartados: “Evangelización”, por una parte, y “Socio-caritativo” por otra. Es obvio que esta diferenciación es muy difícil de establecer milimétricamente. Por ejemplo, el coste de personal de los sacerdotes los hemos incluido en el campo de la evangelización, pese a que es obvio que su labor se dirige indistintamente tanto al campo de la evangelización como a la labor socio-caritativa. Y, por el contrario, el apar- tado referente a la labor misionera lo hemos incluido en el campo socio- caritativo, aun cuando es obvio que la tarea de los misioneros no se limita a la implementación de proyectos de promoción humana y social, sino que entregan su vida por la evangelización.

Aun así, a pesar de ser conscientes de que distinguir entre evangelización y acción socio-caritativa de la Iglesia es tan difícil como separar la piel de la carne, o el azúcar del agua en que está disuelto, pienso que era conveniente esforzarse por presentar esta información que dé respuesta a una imagen notablemente distorsionada sobre la actividad de la Iglesia. Obviamente, la presentación de la Memoria Económica y de Actividad global no obsta para que después se especifique cada apartado de forma pormenorizada.

La razón de esta apuesta la encontramos en el aquel versículo del evangelio según san Lucas: «Jesús crecía en sabiduría, en estatura y en gracia» (Lc 2, 52). En efecto, tres son los panes con los que la Iglesia “alimenta” al mundo: el pan de la eucaristía, el pan de la cultura y el pan de trigo que sustenta nuestros cuerpos. Los tres panes son en realidad uno, como “uno” es Jesús; quien, al tiempo que alimentaba su cuerpo, formaba su intelecto, y crecía, ante todo, en gracia, en su íntima unión con el Padre.

Pues bien, con esta memoria que tienes en tus manos hacemos nuestra primera aproximación hacia una foto global de la diócesis, conscientes de que al tratarse de un primer intento, es posible que necesitemos perfeccionar esta presentación en próximas publicaciones.

Confiamos en que este esfuerzo comunicativo permita conocer muchas de las labores eclesiales que permanecen ocultas a los ojos de muchos ciudadanos, incluso de muchos de nuestros fieles. Asimismo, esperamos que esta visión de conjunto ayude para que todos colaboremos de forma generosa en esta gran familia que es nuestra Iglesia diocesana.

 

Mons. José Ignacio Munilla

 

Resumen de datos económicos y de actividad de la diócesis de San Sebastián del año 2018